Cada 16 de agosto se conmemora el Día del Niño en Paraguay, en recordación a los niños mártires que ofrendaron sus vidas, en defensa de la Patria, en la cruenta batalla de Acosta Ñu, de la guerra contra la Triple Alianza.

Hacia 1869, la guerra había diezmado a la población del Paraguay y, a falta de hombres, el mariscal Francisco Solano López reclutó a niños de entre diez y catorce años para que se sumaran al ejército y con ellos fue al frente de batalla. En la Batalla de Acosta Ñu, junto a solo 600 soldados profesionales, alrededor de 3.500 niños vestidos de adultos, veteranos de guerra, ancianos y mujeres se enfrentaron a las tropas de Pedro II del Brasil que contaban con unos 20.000 hombres.

El 19 de julio de 1948 el presidente provisional J. Manuel Frutos, a través del Decreto N° 27.484, fijó el 16 de agosto como Día del Niño del Paraguay y se sustituyó la palabra «Rubió Ñu» por la de  «Acosta Ñu» como lugar de la batalla librada el 16 de agosto de 1869.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.